Miradas.



Hay miradas que sonríen
y otras,
otras simplemente lloran.