Jaque mate.


Las piezas de ajedrez se confunden entre la gente.
La Reina es una mujer común en medio del caos.
Todos somos iguales antes los ojos de la enfermedad. 
No hay jaque mate que valga en una sala de espera.